Distancia

Dicen que la distancia es el olvido…pero yo no concibo esa razón. Así reza el famoso bolero y lo cierto es que yo tampoco estoy muy de acuerdo con la expresión.

Pienso que la distancia es como el silencio o la soledad, a veces es realmente necesaria.

Sólo cuando la distancia sirve para olvidar, tomamos conciencia de que lo mejor era pasar página sobre el asunto o que como solemos decir “aquello no era para nosotros”. Sin embargo, tomar distancia de las preocupaciones o problemas, de los sufrimientos, debe servir para ver las cosas con otra perspectiva. No para alejarnos o huir, sino todo lo contrario, si establezco una distancia, podré ver las cosas desde más ángulos, ganaré objetividad y tomaré fuerzas suficientes para encontrar el impulso necesario que me sitúe de nuevo de cara al problema y su posible solución. En el fondo es como tomar carrerilla, solo así se puede dar un gran salto!!

Que tangas un gran día y por favor no te encasquilles más…